Tuesday, March 01, 2005

Balance de los exámenes

Ya se ha terminado el penúltimo examen. Igual debería esperarme a mañana por la noche para hacer el balance, pero ¿porque seguir las normas?

Economía Internacional: examen tipo test, se supone (muy, muy relativo) que sólo una respuesta es correcta. A cada pregunta tenía ganas de contestar “depende” y de añadir “si votas PP o PSOE”. Me he permitido un pequeño comentario al lado de una de las preguntas sugiriendo otra respuesta que me parecía más acertada (sí, soy así de chula). Salí 10 minutos antes de la hora.

Internacionalización de la empresa: ni idea de si hice lo que esperaban de mí. No sé si he sido lo suficientemente técnica. Salí cuando pensé que ya no tenía más que decir (15 minutos antes de la hora, debe ser que tengo poco que decir…)

Contratación internacional: este era EL examen de la semana (pasada), 8 casos prácticos en 2 horas. Creo que he ido bien. Salí 10 minutos antes de la hora oficial y 40 minutos antes de la hora real (dieron más tiempo visto que llegado la hora, sólo 3 alumnos habían entregado su copia…). Creo que he sido un pelín concisa…

Trabajo de metodología del Comercio Internacional: nunca en la vida había entregado tan mala chapuza. Hasta me dio vergüenza mandarlo. Se tenía que entregar el 28 de febrero, lo entregué a las 23:56PM… hasta se me olvidó ponerle una portada (gracias A. por remediarlo *:)

Tributación internacional: todo lo que queréis saber sobre el IVA pasando fronteras y que nunca os habéis atrevido a preguntar. Salí una hora y 10 minutos antes del final oficial del examen, y eso que lo hice entero… Igual esperaban a que diera más detalles…

Pues ahora, sólo me falta Inversiones Extranjeras. Es el último, y todavía ni me he leído los apuntes. Promete… Pero mi nivel de estrés acaba de bajar drásticamente. Con o sin motivo…

Ya os contaré mañana si consigo invertir algo en algún país remoto…

4 Comments:

Blogger Gorpik said...

Recuerdo mi examen de Selectividad. Una de las partes en aquel entonces era el Comentario de Texto; daban dos horas de tiempo.

A la salida, todos mis compañeros vinieron a preguntarme qué me había pasado. Claro, había salido al cabo de un cuarto de hora. Pero es que me había creído lo que nos decían siempre, que más valían diez o quince líneas bien escritas que tres folios que no se pudieran coger por ninguna parte.

No saqué una gran nota, pero aprobé.

12:17 AM  
Blogger Fantine said...

Tu desestrésate, guapa. Este viernes nos tomamos unas cervecillas en el Hylogui y ya veras que pronto se te pasan los agobios :D
Y coincido con Gorpik. Normalmente solís salir de los exámenes antes del tiempo, y nunca me ha ido tan mal. Así que ten confianza en ti, que vales mucho.

10:01 AM  
Anonymous Lilitigresse said...

On y croit, on croise les doigts. T'as plus qu'à traduire en espagnol Fanny.

11:39 AM  
Anonymous Pablo said...

Los examenes que mejor me han salido duraron mucho menos del tiempo estipulado, ...claro, que los que peor me han salido también :)
De todas formas, en mi carrera los exámenes duraban cuatro horas, eran horrorosos... y a veces tenías uno por la mañana y otro por la tarde, por lo que llegabas a casa como si vinieras de sanfermines.
Blergh, viva la vida del currela :)

12:15 PM  

Post a Comment

<< Home